Venezuelitis crónica

ESCENARIOS

Por Francisco Blanco Calderón

Un tráiler repleto de despensas etiquetadas como “donativo” del Gobierno Bolivariano de Venezuela se colapsó en la carretera federal Puebla-Veracruz, para su desgracia en tierras veracruzanas, a la altura -y para colmo- del municipio de Cuitláhuac. Siendo saqueado en su totalidad por una muchedumbre con hambre, sin empleo, explotada, saqueada y mancillada. (El Universal).

Desgraciadamente para el objetivo electoral del PRIAN, con la intención de involucrar a MORENA como receptor de esta prebenda fantasiosa. Pero por fortuna los pobladores empobrecidos salieron beneficiados, pero todo lo contrario para la intentona de guerra sucia. “Lástima Margarito”.

El Tráiler disponía de placas y tarjeta de circulación del transporte federal, el conductor identificación y licencia de manejo, lo que permitió al periodismo de investigación, crítico e independiente, hacerse a la tarea de rastrear circulación del vehículo de Venezuela por todo Centroamérica y nada de nada. Al igual se revisaron movimientos aduaneros, terrestres y marítimos, de los contenedores – por su volumen- en la frontera Guatemala-Belice con México y nada. Lo cual indica que dichos “bultos”, cajas o paquetes fueron rellenados en tierra nacional, con destino veracruzano y beneplácito del gobernante sietemesino, que haría coincidir en mítines morenistas, el día de las Madres, en municipios de Tuxpan, Panuco y Tantoyuca y domingo trece en los Tuxtlas y la Cuenca del Papaloapan.

Estrategias fallidas, como los manifestantes “bolivarianos” el día del primer debate en ciudad de México, mismos que fueron identificados como empleados de delegaciones perredistas y panistas.

Recordemos la fallida estrategia foxista de “embarrar” a AMLO, con pintas financiadas en paredes venezolanas, elogiando y apoyando al morenismo en ciernes, atribuida al Partido Socialista Unido quién negó y rebeló fuentes mexicanas atrás de la pinta.

O aquella que, en acto de campaña priista, dan chance a una vendedora de Bon Ice, dizque de origen venezolano, arremetiendo contra López Obrador y exhortando al pueblo de México a no votar por él, y que en caso de que gane se va del país. Y lo peor, que Radio Fórmula, en tiempos asignados a Ciro Gómez Leyva presentó, primero un posteo de Calderón, de “comunicadora” arremetiendo contra el Peje y ahora da espacio a un video de alcalde venezolano haciendo su tarea sucia de enlodar el proceso electoral.

Acciones frustradas por inconsistencia al Derecho internacional y nuestra aún vigente Doctrina Estrada, que impide la intervención extranjera hacia México y el respeto irrestricto a la libertad de los pueblos a sus propios designios y la no intervención en sus asuntos por parte de México.

Y así, desde el 2006 insisten en lo mismo. De Calderón a Peña Nieto, artífices de fraudes electorales del 2006 y 2012, con un clásico “dame y te doy”. El PRIAN en su máximo esplendor, hermanados, entrelazados, unidos hasta la muerte: socios, cómplices en la guerra contra el supuesto narco, beneficiados en las entregas “bajo el agua” de Odebrecht, entregando la riqueza energética, petróleo y electricidad, creación de fideicomisos sospechosos, destructores de más del 65 por ciento de los mexicanos.

Venezuela es la cuarta potencia mundial en petróleo, gas, oro. País que cobra a un peso el litro de gasolina, nación que ha incrementado el 58% el salario mínimo en lo que va del año, y que padece la suspensión de alimentos, medicinas, ropa y enseres domésticos en tiendas y centros comerciales, del gobierno americano. Ellos controlan su fortaleza energética, aquí la hemos entregado como “prostitutas callejeras”.

Aquí, en Veracruz, la pobreza alcanza ya más del 80% del total de la población, pero eso sí, en las zonas rurales y marginales, jovencitas, venezolanas, promotoras de baratas enciclopedias, en desuso, hostigaron sobre el peligro que AMLO representaría si ganara elecciones y se repitiera el caso venezolano en México. ¿Cómo ingresaron al país ese grupo de jóvenes venezolanas? ¿por qué se les autoriza acciones de proselitismo a políticas internas?

Universitarios ilustres como Alfonso Aguirre Beltrán y Fernando Salmerón, se debieron sorprender de las botargas “enchavizadas” en el acto inaugural de campaña del catedrático universitario y activista político, Cuitláhuac García, mismos que fueron identificados como policías en funciones y resguardados por sospechosas fuerzas de seguridad.

No cabe duda la guerra sucia va “in crescendo”. No quitan el dedo del renglón respecto a la amnistía, ¿de que vive el peje? y el peligro de convertir a México en otra Venezuela.

Se han olvidado del “Rusia affaire”, quizá por la reelección de otros cuatro años más de Putin, o que han enfriado al aprendiz Videgaray, o que Trump está más distraído en festinar que Singapur sea sede de la reunión con Kim Jong-un y la bronca que se avecina, con Europa, al salirse del acuerdo nuclear con Irán.

El peñismo que gasta millón de pesos cada hora en publicidad, el que quiere que se cuenten sus aciertos, el que desea que se le aplauda, el que se hartó de que todos vean al revés sus logros. Peña Nieto que jura y perjura no inmiscuirse en el proceso electoral, pero no deja de hacer constantes declaraciones contra MORENA y AMLO, cada vez que la oportunidad lo amerite, tales como la bronca con dirigentes empresariales, rechazo a la reforma educativa, o los contratos e inversiones en el nuevo aeropuerto, de plano hasta la venta del avión presidencial, comprado por Calderón, pero pagado en su gobierno.

Medidas que han ido desmoronándose por sus propias inconsistencias. De ahí que las estrategias se fueron enfocando a niveles regionales, como el caso de Veracruz, en donde se gobierna con la vasta experiencia como golpeador por consigna contra sus enemigos históricos, o de defensor de aquellas causas ordenadas desde el altiplano. Formación y posición ideológica ganada a pulso en su vaivén partidista, del PRI al PAN y consolidada ahora en el amasiato incestuoso del PRIPAN.

Como muestra: el comal le dijo a la olla: Anaya, en Tercer Grado, exaltó y presumió de la honestidad del veracruzano sietemesino gobernador. Aunque las denuncias han sido frenadas desde la PGR y negociadas con vómito negro desde el altiplano.

Lo último: 10 de mayo, madres en distintas ciudades de la entidad, salieron a la calle para denunciar la incapacidad gubernamental de los miles de miles de sus hijos/as, desaparecidos. El sábado 12 de mayo, estudiantes, catedráticos y ciudadanos, se manifestaron contra la desaparición paulatina del centenario Ilustre Instituto veracruzano, para dar cabida a espacios a Seguridad Pública y la posibilidad de convertir su terreno en plaza comercial para Chedraui, quienes están repartiendo millares de tarjetas, en dinero y especie. Este lunes EPN entrega obra pública, en Veracruz. De que se puede, se puede pese a la veda electoral.

Facebook Comments
Xalapa, Veracruz. Los comentarios expresados de LAS COLUMNAS son responsabilidad de los autores.