Espero que no sea demasiado tarde

Un financiero en Júpiter

Por: Rodrigo Curiel

Para poder salir adelante como nación es urgente invertir en dos cosas: infraestructura y educación. No hay de otra.

Por infraestructura pensemos simplemente en los ferrocarriles. Las economías más avanzadas del mundo tienen un país completamente conectado, ya sea para mover mercancías o pasajeros.

En México la mayoría de las vías férreas que tenemos a la fecha se hicieron durante el porfiriato y después casi nada o muy poco. ¿Qué se hicieron nuestros líderes? ¿A dónde se fueron todos esos recursos, necesarios para tener una mejor economía?

Nuestros políticos fueron demasiado egoístas y no pensaron en el futuro, pensaron sólo en beneficiarse a sí mismos, a sus familias, a sus amigos. Debería darles vergüenza, cuando viajan al extranjero, ver cómo echaron a perder un país tan rico en recursos naturales y con tanto potencial.

En cuanto a la educación, es necesario enseñar a las nuevas generaciones valores olivados en esta sociedad moderna. Necesitamos más libros, bibliotecas, museos, librerías; y menos televisión, centros comerciales y salas de cine.  Es urgente invertir en buenos maestros, son el futuro de la sociedad. Es de vital importancia pagarles bien a nuestros maestros. Vivimos en una sociedad donde un futbolista o un artista gana más que un maestro, nos debería dar vergüenza.

Y así como los ferrocarriles y la educación está todo; carreteras, escuelas públicas, hospitales. Vivimos en un país donde parece que triunfar, sin robar y sin corrupción, es un verdadero reto.  Nos hemos acostumbrado a vivir individualmente, a salir adelante solos; desconfiamos de nuestras autoridades y estamos cansados de ver que nuestros impuestos han ido a para a manos de grupos sin escrúpulos.

Estamos tratando de invertir en educación y algo de infraestructura, sólo espero que no sea demasiado tarde. Somos un país con 140 millones de habitantes, esperemos que los esfuerzos que se hagan hoy sean suficientes para que, dentro de 100 años, los que habiten esta bendita tierra se sientan orgullosos de nosotros y no avergonzados, humillados y defraudados, como nos sentimos hoy todos los mexicanos.

 

 

Quedo a sus órdenes para cualquier duda o aclaración en:

Email: financiero.jupiter@gmail.com

Twitter: @curiel_rodrigo

Facebook Comments