La tragedia de Atzalan: autoritarismo y engaño oficial

HORA LIBRE

Por: Álvaro Belin Andrade

Ante los graves hechos ocurridos en la comunidad de Tepetzintla, en el municipio de Atzalan, donde fuerzas policiacas asesinaron a un viejo campesino y a su nieta, so pretexto de buscar a secuestradores, la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH) en Veracruz ha reaccionado como debía, al abrir un expediente de queja e iniciar la investigación correspondiente para deslindar responsabilidades.

Ayer en este mismo espacio invoqué al organismo que preside la abogada Namiko Matzumoto para que abriera de oficio una investigación sobre este caso que tiene temas pendientes, como el abierto por una familia que afirma que dos de sus integrantes fueron apresados con lujo de violencia, sembrándoles evidencias, para acusarlos de secuestradores y con ello limpiar la imagen sangrienta dejada la madrugada del sábado 9 de enero.

El anuncio de la CEDH de abrir el expediente de queja DOQ/0033/2020, para investigar la actuación de los elementos de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP), no ha sido, por supuesto, en respuesta a lo aquí comentado; no llega a tanto mi labor periodística, pero me congratulo con la decisión.

Y es que los integrantes de las fuerzas de seguridad han de pensar que pueden hacer lo que les venga en gana porque creen que tienen el imperio de la verdad.

En el caso de la tragedia de Atzalan, donde crearon una noche de terror en una pequeña comunidad serrana, los policías creyeron que podían actuar como en la época de las dictaduras militares y los gobiernos represores del PRI, cuando ni los pobladores salían a exigir justicia ni los medios de comunicación se preocupaban por sucesos de represión.

En mi anterior entrega de #HoraLibre señalé que este hecho sangriento debía servir para que el gobernador Cuitláhuac García Jiménez aplicara un severo llamado de atención a sus jefes policiacos y, en lugar de eso, fue motivo para que el mandatario se empinara justificando la sangrienta jornada policiaca.

¿Cuántas mentiras le dijeron al gobernador sobre el operativo como para que en lugar de condenar los hechos y convocar a una investigación imparcial que le permitiera ver el tema con objetividad, haya justificado las acciones colocándose en un sitio de enorme vulnerabilidad ética y política?

Esperemos que la CEDH haga una investigación profunda que, además de esclarecer los hechos y permitir aplicar justicia, permita a Cuitláhuac García Jiménez descubrir el duro cerco informativo que le han tendido los funcionarios encargados de la seguridad pública en la entidad para actuar con total independencia.

Por lo pronto, según señala en un comunicado la propia CEDH, personal de la institución “se trasladó al lugar de los hechos para comenzar las investigaciones”, y en su momento “emitir la resolución que en su derecho corresponda y determinar las responsabilidades institucionales a las que haya lugar”.

Las benditas redes sociales

Fue un operativo policiaco fallido, aunque Cuitláhuac diga lo contrario

Los resultados del operativo instrumentado por Fuerza Civil y elementos de la Marina en Tepetzintla fueron absolutamente negativos.

En primer lugar, se actuó con un absoluto desprecio por la ley y en agravio de los derechos humanos de los pobladores al no portar órdenes de cateo e irrumpir con enorme violencia en los domicilios de los campesinos, uno de los cuales actuó con los mismos argumentos para salvaguardar la integridad de su familia, lo que le llevó a ser asesinado por los policías, al igual que su nieta María Magdalena, de 11 años.

Esa familia también debió soportar gritos y golpes en medio de la tragedia, y el robo de sus pertenencias más valiosas a manos de los jenízaros de don Hugo Gutiérrez Maldonado, titular de la SSP.

A la mañana siguiente, el área de prensa de la Secretaría de Seguridad Pública dio a conocer una versión absolutamente tergiversada en que ponderaba el hecho de que cuatro elementos de las fuerzas conjuntas había sido heridos; más tarde informaron que los integrantes de la Marina habían sido trasladados en helicóptero a la ciudad de Veracruz para ser atendidos en un hospital de la Semar, mientras que uno los miembros de Fuerza Civil recibía atención médica en el IMSS de Martínez de la Torre.

Sin pedir mayor información, el gobernador Cuitláhuac García negó que hubiera sido un operativo fallido, lamentaba las pérdidas de dos pobladores pero se congraciaba con habían sido detenidos tres peligrosos delincuentes.

La periodista Eirinet Gómez relata: “Los sobrevivientes a la agresión informaron que luego del ataque, los uniformados saquearon el domicilio, y se llevaron los apoyos del programa federal Sembrando vida, y hasta los ahorros de la niña asesinada, que administraba la venta de recargas de teléfono y golosinas, de la tienda Diconsa”.

¿Realmente aprehendieron a criminales?

Al menos dos de los hombres aprehendidos por la Fuerza Civil fueron defendidos por sus familiares, quienes adujeron que habían sido llevados como chivos expiatorios para tratar de justificar la incursión policiaca.

En redes sociales salió un mensaje en que pidieron la libertad de Albertino Herrera Aburto, a quien supuestamente la policía inculpó injustamente, sembrándole armas y droga, para culparlo como secuestrador, cuando él y Nicolás “son campesinos que van al día”.

Eso se hizo, según los pobladores, para limpiar lo que hicieron integrantes de la Fuerza Civil al asesinar a una niña y su abuelo

Ya veremos en qué termina este tremendo embrollo en que ha incurrido la policía veracruzana, donde murieron dos pobladores inocentes y se inculpa a otros dos de ser los delincuentes por los que iban de madrugada.

Las benditas redes sociales 2

https://twitter.com/diaz_manuel/status/1216866570112098306?s=20

Dengue: Ramos Alor se cura el dedo antes de cortarlo

¿Será posible que ya haya terminado la prolongada curva de aprendizaje del apóstol Roberto Ramos Alor, con más pinta de predicador que de Secretario de Salud?

El anuncio tempranero de que empezarán de inmediato acciones para contrarrestar las causas de la epidemia puede considerarse una pequeña luz en medio de la oscuridad que vive el sector Salud en el estado.

Los números de las afectaciones por dengue en la entidad fueron alarmantes en 2019, sobre todo si se les compara con los registros de 2018.

El año 2019 puede considerarse como el Waterloo del pediatra sureño (cliente habitual de curaciones esotéricas, abluciones, limpias con sahumerio y pasadas de huevo como fórmula de diagnóstico), lo que es explicable porque ha mostrado una infinita torpeza y un desconocimiento de lo que son las políticas públicas en salud.

Lo que ya no es explicable es que el gobernador Cuitláhuac García Jiménez lo siga manteniendo en el puesto y, para colmo, lo defienda públicamente, lo que da a entender que las pifias de Ramos Alor fueron cometidas por cumplir instrucciones superiores de “ahorro”, lo que mostraría el desparpajo y la despreocupación que reina en el gabinete frente al destino de la población.

El primer año del gobierno estatal morenista se cebó con 9 mil 195 enfermos confirmados de dengue no grave, si bien el Panorama Epidemiológico del Dengue 2019, elaborado por la Secretaría de Salud federal, llegó contabilizar cerca de 52 mil casos probables.

De todas formas, son datos alarmantes, si se considera que el mismo registro para 2018 establece 2 mil 239 casos confirmados y 15 mil 895 casos probables.

Donde el tema fue aún más preocupante es en dengue con signos de alarma y dengue grave, cuyos casos pasaron de 467 en 2018 a 1 mil 707 en 2019 (un crecimiento de más del 250 por ciento), y en defunciones por dichas causas, que pasaron de 12 a 37 en el mismo periodo.

De hecho, el año pasado el 69% de los casos confirmados corresponden a Jalisco, Veracruz, Chiapas, Quintana Roo y Oaxaca; en ese orden.

Este lunes 13, el gobierno estatal informa que el Departamento de Control de Enfermedades Transmitidas por Vectores de la Secretaría de Salud (SS) ha reforzado acciones para minimizar la propagación de vectores, a través del control larvario, con rociado a casos probables y nebulizaciones espaciales, a fin de bajar las incidencias este año.

Arturo Báez Hernández, jefe de ese departamento, señaló que, en coordinación con Promoción de la Salud y las direcciones de Protección contra Riesgos Sanitarios y Atención Médica, se han iniciado las labores de eliminación de criaderos en municipios focalizados como Poza Rica, Papantla, Pánuco, Martínez de la Torre, Orizaba, Córdoba, Alto Lucero, Xalapa, Coatepec; entre otros.

La observación obligada es porqué la Secretaría de Salud no cumplió su obligación de prevenir el dengue en 2019.

Si hubiera hecho de lo que hoy alardea, no habríamos tenido un brote epidémico que no solo hizo perder vidas sino también afectó laboralmente a un gran espectro de la población que debió faltar al trabajo, la mayoría debió realizar gastos extraordinarios para atender los síntomas y puso en entredicho la capacidad de los centros hospitalarios para atender a la población sometida a grave riesgo sanitario.

Frases sin disfraces

“Nuestros adversarios podrán decir que mostramos debilidad pero nada vale más que la vida de las personas”. Andrés Manuel López Obrador. Presidente de México

 

 

 

Con información de Formato Siete