Lo bueno, lo malo y lo peor

ESCENARIOS

Por Francisco Blanco Calderón

LO BUENO

La firma del convenio para abastecer medicamentos, equipos y vacunas: “El gobierno de México firmó el primer convenio con la Oficina de las Naciones Unidas de Servicios para Proyectos (UNOPS) y la Organización Mundial de la Salud (OMS) para adquirir en el extranjero por primera vez, 3 mil 643 claves de medicamentos, a distribuir en 2021, por alrededor de 6 mil 800 millones de dólares. “Es un hecho histórico porque vamos a obtener todas las medicinas en el mundo, de buena calidad, a bajos precios y resolveremos el problema de desabasto de medicamentos sin corrupción”, aseveró el presidente Andrés Manuel López Obrador… Jorge Alcocer, secretario de Salud, dijo que la industria nacional no queda excluida, “sin embargo, sólo podrán ser consideradas aquellas empresas que cumplan con los altos niveles de calidad y honestidad que exigen los organismos internacionales”, por lo que el acuerdo incluye el listado de las firmas multadas e inhabilitadas por la Secretaría de la Función Pública y aquellas que se encuentran en investigación. Marcelo Ebrard, secretario de Relaciones Exteriores, dijo que este acuerdo, signado por el director del Instituto de Salud para el Bienestar, Juan Ferrer, y Cristian Morales Fuhrimann, representante de OPS/OMS en México, representa que hay “voluntad evidente de romper con circuitos, prácticas, tradiciones y costumbres que nos llevaron a corrupción, desabasto y casos escandalosos. Nunca más habrá esto… la licitación de 3 mil 643 claves quizá sea la más grande en la historia de la ONU. “El pedido que se está haciendo es todo lo que vamos a necesitar en 2021, y así en los años subsecuentes hasta 2024”. Morales Fuhrimann explicó que el país tendrá la oportunidad de comprar vacuna contra el Covid-19 con precios negociados. En el marco de la iniciativa Covax para acceder a la vacuna contra el Covid-19, los países de la región podrán contar con precios negociados a través del Fondo Rotario Vacunas de la OPS”. (La Jornada). 

Todo ello aunado a los más de 40 mil médicos contratados y más de 20 mil con base laboral, los miles de millones de pesos invertidos en restauración de hospitales, el respaldo solidario de médicos cubanos, becas de especialización en el país y fuera de él a jóvenes profesionistas, decenas de cargamentos de medicinas, equipamiento y protectores virales desde China, los respiradores donados por Estados Unidos, la Unión Europea, El Vaticano y sobre todo, sobre todo sin pedir un centavo a la banca internacional y frenar el endeudamiento público nos heredaron en más de 10 billones de pesos.

LO MALO

¿Cómo dejaron al sistema de salud?: “El sector de salud pública en México es uno de los que registra uno de los niveles más bajos de inversión entre los países miembros de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE). De acuerdo con expertos, las quejas por desabasto de medicamentos y escándalos por negligencias médicas, en todo el país, responden a una crisis, no sólo económica, sino de corrupción sistemática y un manejo inadecuado de los recursos”. (Reporte Índigo).

Al sistema de salud, los expresidentes del PAN y el PRI, de Fox a Peña Nieto, pasando por el inefable Felipe Calderón. Mas de 357 hospitales inaugurados, pero en obra negra, más de 85 mil millones de pesos ¿desaparecidos? del Seguro Popular, el faltante de más de 200 mil médicos y enfermeras, robo masivo (incluido la hormiga) de medicamentos y equipos en todo el sistema de salud, defraudación fiscal de laboratorios y empresas farmacéuticas, nacionales y extranjeras. Contra eso, el gobierno de la 4T se enfrentó a la pandemia más desastrosa de los últimos cien años. Aunado al monopolio que concentra el 80% de los medicamentos recae en 10 empresas ya denunciadas. Los opositores exigen muertos y cuando los hay pegan el grito al cielo, culpan a López-Gatell cuando saben bien que las causas son Bimbo, Coca Cola, Choco Roles, Pepsi, Gansitos y toda esa mierda embaucadora que engorda criminalmente a la población. Además de los millones de hipertensos, diabéticos, cancerosos, obesos que se suman a los desobedientes que pululan en calles, bares, comercios y fiestas familiares. El México bronco transformado al México mediatizado.

LO PEOR

La relación crimen organizado con gobiernos Fox y Calderón: “Al menos cinco veces, dice la fiscalía de Nueva York, Genaro García Luna participó en el envío de cocaína del cártel de Sinaloa a Estados Unidos. Las primeras dos habrían ocurrido en agosto y mayo de 2002. Una más fue en enero de 2003 y las últimas, en marzo y octubre de 2007… otra novedad que complica aún más el panorama político del caso. En la primera acusación se decía que Genaro comenzó a trabajar para Sinaloa en 2005, esto es, casi al final de la administración de Vicente Fox. Ahora, en la causa ampliada la fiscalía dice que fue desde 2001… La colaboración habría ocurrido entonces durante todo el sexenio de Vicente Fox y todo el de Felipe Calderón. Dos sexenios en los que en México se agudizó la guerra, una guerra que aún no acaba y que sigue dejando más de 35 mil muertos cada año en este país. En los años cuando supuestamente colaboraban con Sinaloa, es cierto, ese fue el cártel menos golpeado en México. Eran los mismos años cuando estos hombres, ahora señalados como “traidores a su misión” como servidores públicos, aparecían en la televisión, daban encendidos discursos sobre la valentía para combatir en su guerra. Si el caso llega a juicio y se confirma que en efecto no eran valientes policías sino obedientes empleados del cartel de Sinaloa, entonces sabremos que tantos han muerto en una guerra falsa, donde no había dos bandos enfrentados, sino un objetivo común: que la droga llegara donde tenía que llegar. (Peniley Ramírez. El Universal)

SAVE” ARISTEGUI

Grato ver, nuevamente, a la Carmen del periodismo de investigación con visión crítica, recuperar su profesionalismo. El análisis puntual de los casos García Luna y Lozoya, se fortalecieron con la participación de Peniley Ramírez, Anabel Hernández, Ana Lilia Pérez, Fabricio Mejía, Lorenzo Meyer en coincidencia magistral a los agudos y certeros comentarios de la Carmen de siempre, al exponerse ambos casos, en los intestinos de la corrupción gubernamental con Calderón, Fox y Peña Nieto. Coincidencias entre el crimen organizado y el crimen de cuello blanco, estableciendo las imbricaciones entre las estructuras de gobierno, federal y estatal, las organizaciones empresariales, nacionales y extranjeras, con el narcotráfico, el tráfico de armas, órganos humanos, feminicidios y trata de blancas, secuestros, levantones y asesinatos, robos a bancos, casas habitación, comercios, bares y cantinas. Todo relacionado, entrelazado, con la entrega de recursos naturales y energéticos, el saqueo por huachicoleo, en empresas fantasmas, lavado de dinero y conflictos entre mafias institucionales ubicadas en oficinas de gobierno, legislaturas, jueces y magistrados, dirigentes sindicales y empresariales, medios de comunicación, comentaristas, analistas e intelectuales, jerarquía eclesiástica y ciudadanía arribista, consumista y sometida al poder y al dinero. Carmen Aristegui demostró nuevamente, por fortuna, ser la mejor periodista de México, pese a los memes que pretendieron desplazarla por Juncal Solano, reportera audaz y lista, con mucho camino por recorrer.

COLOFÓN

Los panistas empeñados en heredar la presidencia de la república a sus mujeres, Fox y Calderón han hecho todo lo posible a su alcance. Fox hizo lo que pudo, para que Martita lograra la postulación presidencial, con el respaldo infinito de Mama Rosa y los legionarios de Cristo, junto al “barril sin fondo” del Vamos México. Por Calderón, su Margarita, no coctel sino consorte, logró su primera candidatura con firmas falsas o inexistentes y prepara un segundo intento en México Libre, con la venia del INE, ante rayos y centellas que minan su acceso, por los casos de García Luna, Palomino y el Pequeño y las múltiples denuncias en tráfico de armas, distribución de drogas, infinidad de asesinatos en la lucha encarnizada por el control en la producción y venta de estupefacientes hacia Estados Unidos. Este panorama se le complicó con las versiones iniciales del caso Lozoya y los millones de dólares que Odebrecht destinó a campañas políticas y a “concesiones” energéticas, y el oscuro destino de la billetiza multimillonaria del chino Ye Gon. Dos expresidentes en el ojo del huracán que han buscado desesperadamente la reelección, vía sus féminas, se vieron truncadas por la corrupción desesperada y desenfrenada de sus gobiernos.